Corrección de estilo:
¿Cómo escribir los diálogos en tu novela?

Al sentarnos a escribir una novela surgen muchas interrogantes, entre ellas cómo escribir los diálogos en tu novela, algo que es tan importante cuando hablamos de corrección de estilo. Un aspecto que suele abarcar desde qué agregar a nuestros diálogos, hasta el uso del guión y los signos de puntuación. Esto último es lo que a la mayoría de los escritores nos trae dolores de cabeza.

 

Al final nos convencemos de que se trata de un tema demasiado complejo de entender y aún más de llevar a la práctica. Entonces nos convencemos de que es un trabajo que únicamente le corresponde a los correctores aprender y nosotros decidimos hacernos de la vista gorda.

 

El día de hoy cambiaremos ese asunto al enseñarte de una forma sencilla, clara y precisa cómo escribir los diálogos en tu novela, teniendo en consideración las partes más importantes:

Partes del diálogo de una novela

Un diálogo está conformado por dos partes:

-El parlamento: se refiere a las palabras que expresan los personajes.

-El inciso: son las aclaraciones que realiza el narrador. Se sitúan detrás de un guión largo o raya y sirven para reflejar los pensamientos, reacciones y comportamientos que ayudan a situar en la escena al lector y sentir que están ahí en ese momento.

Características principales de los diálogos:

-El narrador desaparece y permite que los personajes se expresen sin intervención.

-Permiten al lector conocer a los personajes a través de sus expresiones y sus palabras, ofreciendo la posibilidad de crear una imagen mental de ellos.

-Se identifica por la aparición de un — guión largo.

Normas de puntuación de los diálogos.

Una de las mayores dificultades que presentan los escritores novatos y algunos más avezados sobre cómo escribir los diálogos en tu novela, es cuándo puntuar y cuándo no hacerlo, así como el uso de mayúsculas y minúsculas, algo que es tan importante para la corrección de estilo.

La puntuación depende del tipo de inciso que se haga en el diálogo y puede ser de dos tipos:

*Verbo dicendi: en donde la explicación del narrador es acerca de cómo habla el personaje.

*Verbo no dicendi: aquí la explicación hace referencia a lo que hace el personaje o cualquier otra cosa que no esté relacionada con cómo habla el personaje.

tramaclass

Asiste a nuestro taller online gratuito

1. Puntuación en los verbos dicendi:

1) Cuando el diálogo termina con la intervención del narrador.

El inciso inicia con minúscula, pegado detrás del guión largo o raya y la puntuación se pone al final del inciso.

Ejemplo:

—No quiero volver a verte jamás —dijo Carol a Thomas dándole la espalda.

 

Esta norma tiene una excepción con los signos de interrogación y exclamación.

—¿Qué rayos ocurre contigo, Marian? —preguntó él.

 

—¡Gina acaba de llegar! —anunció su madre.

 

En estos tipos de diálogos sigue estando un punto y final. El inciso inicia en minúscula a pesar de los signos de interrogación y de exclamación.

 

2) Cuando el diálogo continúa después de la intervención del narrador:

El inciso de la intervención del narrador aparece entre señalado entre guiones y la puntuación  que corresponda, se coloca detrás del guión al cerrar el inciso.

 

Ejemplo:

—No quiero volver a verte jamás —dijo Carol a Thomas dándole la espalda—. Es mejor que te vayas. 

—No quiero volver a verte jamás —dijo Carol a Thomas dándole la espalda—, sólo vete.

2. Puntuación con verbos no dicendi.

Son cuatro los puntos a tener a consideración en cómo escribir los diálogos de una novela cuando se trata de verbos no dicendi:

  1. Se escriben en mayúscula al iniciar el inciso cuando se trata de verbos no dicendi.

Ejemplo:

—No creí que volvería a verte, Rafael. —Laura se acercó un par de pasos conteniendo la respiración mientras lo hacía.

 

  1. Se puntúa también antes del inciso.

 

  1. El inciso también se puntúa al final. Si el diálogo continúa, después de la raya o guión largo ( — ) con un punto o coma, y si el diálogo finaliza, con un punto y aparte.

Ejemplo:

—No creí que volvería a verte, Rafael. —Laura se acercó un par de pasos conteniendo la respiración mientras lo hacía—. Ha pasado mucho tiempo desde la última vez.



  1. Cuando el inciso interrumpe la frase del diálogo, no se puntúa ni antes ni después.

Ejemplo:

—Si, lo sé. No resultó sencillo para mi mantenerme alejado y —Rafael recorrió la distancia que los separaba —no quiero permanecer un minuto más lejos de ti. 

 

Sé que parece muy complicado, pero a medida que practicas, va resultando más sencillo. Así que la clave es sentarte a escribir y aplicar todos estos conocimientos sobre corrección de estilo.

 

Consejos para tener en cuenta sobre cómo escribir los diálogos de tu novela:

clases de escritura
  • Dale su propia voz a cada personaje. Asegúrate de que existan características distintivas que ayuden al lector a saber cuándo un personaje está hablando sin necesidad de estar usando su nombre todo el tiempo.

 

  • Sé claro y directo. No agregues frases innecesarias. Piensa si esa conversación la tendría una persona en la vida real ¿se expresaría de esa forma? No des rodeos y mantenlo lo más creíble posible.

 

  • Muéstrale al lector lo que siente el personaje, en lugar de decirle lo que siente. Que sean sus reacciones y expresiones las que le permitan al lector ponerse en la piel del personaje.

 

  • No abuses de las etiquetas ni te obsesiones con ello. Es preferible que cuides el uso de los “dijo” al iniciar los incisos, muestra lo que sienten, piensan o las reacciones que acompañan lo que dicen. Y si no puedes cambiar el uso de la palabra “dijo”, tampoco te obsesiones buscando sinónimos, eso sólo creará una barrera en el lector.

 

  • Alterna frases cortas y frases largas de acuerdo al ritmo que quieras para la escena. Si quieres que la escena se desarrolle con lentitud, añade incisos que ofrezcan un panorama general de todo lo que está sucediendo en la escena, para incrementar la tensión y enriquecer la escena.

 

Y lo más importante, el conflicto de la historia y lo que quieres que el lector sienta en cada escena debes mantenerlo presente, esto te ayudará a escribir los diálogos de una novela de forma correcta y llevar a cabo una parte importante de la corrección de estilo, por ti mismo.



Aplica estos tips para escribir los diálogos de tu novela y realizar la corrección de estilo de tu historia.
Muéstranos el antes y el después:
¡Nos encantaría leerte!

Esta entrada tiene un comentario

  1. fea13be9b102d1f7a5d59e49a3ce5de3?s=150&d=mm&r=g
    Manuel Humberto Melo Mendoza

    Me pareció increible y necesario, cometi muchos errores en mis escritos. Deseo aprender más, tengo varios cuentos y una novela corta sin corrección literaria, me vienen ideas maravillosas para escribir, pero me falta mucho. Tengo 66 años y escribo desde los 55 años. Muchas gracias por valioso aporte.

Deja una respuesta